¿Podemos producir un MOOC como una serie de televisión?

MOOC production.jpg

El eduentretenimiento toma elementos de las series de televisión y los incorpora a un curso virtual o a un MOOC con el objetivo de integrar diferentes lógicas narrativas, similares a las que nos mantienen pegados durante horas a la pantalla.

Foto: Bigstock

Si bien los cursos masivos abiertos en línea (MOOC) resultan una apuesta innovadora en cuanto a masividad y ubicuidad, considero que gran parte de su diseño instruccional ha sido descuidado. Se repiten esquemas que fueron propuestos por las primeras universidades que lanzaron estos cursos, pero que en la actualidad no resultan ser los más apropiados ya que utilizan modelos de transmisión de información que responden a clases tradicionales.

Comparar la producción de un MOOC con la de una serie de televisión, no está lejos de ser una realidad. La experiencia que tuvimos y que comparto en este artículo, pone a prueba el eduentretenimiento como estrategia para proponer cambios narrativos en la forma en que se aborda un curso virtual. El objetivo es explorar una nueva propuesta para producir cambios significativos en la producción de cursos masivos que verdaderamente apunten a aprendizajes con creatividad.

La idea es tomar elementos de series televisivas e incorporarlos de manera paulatina a los ritmos de aprendizaje de los estudiantes en línea con la integración de lógicas narrativas distintas, como las que nos mantienen por horas pegados a series como la Casa de las Flores, o cualquier otro producto televisivo de plataformas streaming. Este tipo de contenido a libre demanda genera debate, discusión y plantea una pregunta con circuitos de penetración como dispositivos móviles, foros en línea y redes sociales, para una audiencia cautiva. Entornos de interacción que cualquier docente aprovecharía. Es un riesgo y una apuesta que esperamos rinda frutos como audiencias llenas de aprendizajes.

La premisa es: “la clase es una historia”. Con ello en mente, el equipo de producción de cursos virtuales desarrolla distintas estrategias para lograr que las videolecciones salgan de sus esquemas tradicionales y se logre un cambio con una pieza comunicativa de gran valor.

Al utilizar la premisa “la clase es una historia”, el equipo de producción desarrolla diversas estrategias para garantizar que las lecciones en video se separen de sus esquemas tradicionales y logren el cambio con una pieza comunicativa de gran valor

Esta iniciativa comenzó con la investigación de una tesis de doctorado. Los hallazgos del estudio indicaron que la gran mayoría recurre a antiguos formatos de transmisión de información para las videolecciones, descuidando elementos emocionales y aspectos de forma como la presentación del profesor en un sólo plano de cámara o que aparezca leyendo un teleprónter de manera rutinaria sin cambios en la narración y ausencia de conexiones entre videolecciones o el uso reiterativo de PowerPoint con gráficos que no aportan a la narración.

Después de un proceso de indagación inicial, decidimos desarrollar una estructura  que consiste en dividir las videolecciones en secciones que correspondan a la parte de una historia de ficción comercial con elementos de humor, punto de giro, sorpresas, metáforas, analogías y hechos de la vida real.

Los principales retos que se presentan en este tipo de implementaciones tienen que ver con la adaptación al formato televisivo de temas que audiovisualmente son complejos de mostrar por la naturaleza de la disciplina académica que se esté hablando. Otro desafío importante es la formación del docente y su personalidad. No todos los docentes están dispuestos a realizar tantas modificaciones de estilo en la narración, y muchos no disponen del tiempo para participar de ensayos y sesiones de creatividad,  sin embargo, es posible encontrar aquellos abiertos a salir de su zona de confort y arriesgar todo en pro de formatos más innovadores. Este tipo de apuesta también requiere de ciclos de formación con los docentes, ya que el contenido de cada clase debe pasar por un tratamiento audiovisual en la elaboración de los guiones, ensayos y puestas en escena con un equipo interdisciplinario que incluye graficadores multimedia y productores de televisión.

Desarrollamos una estructura que consiste en dividir las videolecciones en secciones que corresponden a una historia de ficción comercial con elementos de humor, giros, sorpresas, metáforas, analogías y hechos de la vida real

Los cambios que se han realizado en la producción de MOOC son, por ejemplo, reemplazar el vídeo introductorio de saludo del profesor por un trailer de película, ver ejemplo aquí, reemplazar la imagen del profesor por secuencias documentales con voz en off, grabar a dos cámaras e insertar el mayor número de gráficos de soporte posible, entre otros.

En la segunda fase de esta experimentación se espera transformar drásticamente las narraciones de las clases. Este proceso requiere de tiempos más alargados y sesiones de trabajo más extensas ya que se debe llegar a un equilibrio entre el contenido académico y el de storytelling. El proyecto en total está planteado para un pilotaje de tres años en la plataforma Miriada X. Los resultados de su efecto en la audiencia que toma este tipo de cursos será también tema de discusión y de debate, no sólo por la repercusiones en los procesos de enseñanza-aprendizaje, también en los procesos de producción y diseño de cursos masivos.

¿Qué otras ideas se te ocurren para la producción de videolecciones para MOOC?, ¿te gustaría conocer más sobre lo que hacemos y vincularte con nuevas propuestas?, ¿te gustaría recibir retroalimentación sobre algún proyecto parecido en el que estés trabajando y que podamos trabajar entre pares? Las cartas están sobre la mesa. La historia apenas comienza.  




Acerca del autor

Edna Manotas Salcedo (ednam@uninorte.edu.co) es estudiante de Doctorado en Comunicación. Actualmente coordina el área de Diseño de Material Educativo Digital, en el Centro para la Excelencia Docente de la Universidad del Norte en Barranquilla, Colombia. Consulta su Blog.