El valor de la investigación interdisciplinaria

Universidad de Duke/Jeff MacInnes

Universidad de Duke/Jeff MacInnes

El término "investigación interdisciplinaria" está de moda en los laboratorios y pasillos de los departamentos académicos de todo el mundo. Pero, ¿qué es exactamente la investigación interdisciplinaria? La Fundación Nacional para la Ciencia (en inglés, National Science Foundation - NSF) la define como "Una forma de investigación de individuos o equipos que integra información, datos, técnicas, herramientas, perspectivas, conceptos y teorías de dos o más disciplinas. Comprender o resolver problemas cuyas soluciones están más allá del alcance de una sola disciplina o área de investigación".

La NSF reconoce que a menudo, las grandes ideas de investigación trascienden el alcance de una sola disciplina, impulsando y acelerando el descubrimiento científico. Sin embargo, la investigación interdisciplinaria no es fácil de alcanzar, especialmente en grandes universidades donde es más común encontrar "islas de investigación" en lugar de verdaderos equipos interdisciplinarios.

Con esto en mente, investigadores de la Universidad de Duke han tratado de aclarar el tema. Simon Baker escribió un artículo para el Times Higher Education sobre Scholars@Duke, un mapa interactivo del campus que muestra los temas y departamentos donde el trabajo interdisciplinario es más fuerte en la institución.

Scholars@Duke presenta los proyectos de investigación, becas y las actividades de los profesores y personal académico de Duke. La plataforma muestra los perfiles de cada académico y sus conexiones con otros colegas. Los visitantes pueden buscar por nombre, palabra clave, área o palabra clave en su perfil.

Se ha demostrado que la proximidad influye fuertemente en la colaboración. En 1970, un trabajo de Thomas Allen, profesor del MIT, reveló que la frecuencia de la comunicación entre dos investigadores disminuía a medida que la distancia entre sus escritorios crecía. Hoy en día, los académicos cuentan con un sinfín de formas y plataformas para comunicarse e interactuar, sin embargo, la colaboración dentro de los equipos de investigación universitarios sigue siendo un desafío.