La Universidad del Sur de New Hampshire lanza primera fase de programa para refugiados

Foto: SNHU

Foto: SNHU

La Universidad del Sur de New Hampshire (SNHU) anuncia que recibió un donativo anónimo de 10 millones de dólares para ampliar su programa de educación para refugiados. Los fondos serán usados para lanzar licenciaturas y carreras técnicas en línea para personas desplazadas.

En todo el mundo, hay 65.3 millones de refugiados, la mayoría son niños que no tienen acceso a la educación. Las personas desplazadas tienen cinco veces más probabilidades de no estar estudiando que el promedio global.

El mes pasado, dieciséis estudiantes de Ruanda obtuvieron títulos de carreras técnicas acreditadas en Estados Unidos mientras vivían en un campo de refugiados, todo como parte de un programa piloto creado por SNHU para ayudar a las personas desplazadas a obtener educación.

Paul LeBlanc, Presidente de SNHU, declaró que los programas serán útiles para los refugiados cuando regresen a sus hogares.

"Vamos a desarrollar programas de gestión de la construcción, asesoría para el trauma, atención médica de primera línea; las cosas que las personas van a necesitar a medida que empiecen a reconstruir", dijo LeBlanc.

La Universidad está planeando construir cuatro nuevos centros alrededor del mundo y buscará asociarse con otras organizaciones para expandirse. El objetivo es educar a 50,000 refugiados para el 2022.

"Le damos esperanza a los refugiados, las herramientas para reconstruir sus vidas y una oportunidad de transformación. En los próximos cinco años, vamos a expandir nuestro trabajo a muchos otros lugares, muchos de los cuales están listos y dispuestos para comenzar ahora mismo”, señaló Chrystina Russell, líder de la iniciativa de aprendizaje para refugiados en la Universidad del Sur de New Hampshire.