La analítica de datos es prioridad para los líderes de educación superior

analysis_analytics_business_chart_charts_computer_concept_data-1366141 (1).jpg

Una encuesta a líderes universitarios revela que el análisis de datos institucionales y de aprendizaje es una parte esencial de la estrategia educativa.

La encuesta "¿Qué se necesita para construir un campus apoyado por la analítica de datos?" brinda un panorama de la estrategia de análisis de datos que los líderes de educación superior están tomando.

El estudio fue patrocinado por Ellucian, un proveedor de soluciones y servicios para la educación superior, y operado por Ovum, una compañía de análisis de datos y consultoría.

Entre los encuestados están rectores, presidentes, gerentes de finanzas y jefes de informática de las universidades. El 61% señaló que tiene en marcha un programa de análisis de datos en su universidad, y la mitad considera que su institución está invirtiendo la cantidad apropiada de recursos en este campo.

En general, los departamentos de informática son los que toman la batuta y proponen la implementación de análisis de datos a nivel institucional, mientras que los jefes de finanzas evalúan y toman la decisión final sobre la inversión. Sin embargo, hay algunos obstáculos.

"Los resultados del estudio resaltan el hecho de que, aunque las consideraciones financieras son un obstáculo, las barreras culturales, incluidas la necesidad de analizar una gran cantidad de datos y el temor a exponer ineficiencias operativas, deben abordarse antes de que un programa de análisis pueda implementarse con éxito".

El cincuenta y ocho por ciento de los participantes creen que los datos que ayudan a mejorar la eficiencia operativa son más importantes que los análisis que ayudan a mejorar el rendimiento académico. Pero, entre los líderes de colegios comunitarios o universidades locales esta opinión se revierte.

"Para que un programa de análisis tenga valor, debe abordar las diferentes prioridades que tienen los líderes de distintas áreas de una institución. Desde informes de retención a métricas de eficiencia operativa y sistemas de alerta temprana para mejorar los resultados de aprendizaje, las universidades necesitan análisis de datos que respondan a las preguntas que cada usuario pide para cumplir sus objetivos”.